Combinar estilos decorativos ¿cómo hacer cuando te gustan dos?

No siempre es necesario escoger entre un estilo de decoración u otro ya que, a veces, con ingenio y conocimientos se pueden hacer combinaciones únicas que le otorguen a tu hogar ese toque inigualable que has estado buscando.

Por supuesto, lograr una cohesión con dos estilo decorativos que tienen máximas de diseño distintas no es tarea fácil, pero tampoco es algo imposible. Se requiere del enfoque adecuado y para eso esta esté post, si quieres saber más sobre cómo combinar estilos decorativos quédate y averigua como hacer cuando te gustan dos estilos.

¿Cómo saber si 2 estilos decorativos son compatibles?

Para saber si dos estilos decorativos son sinérgicos debes saber por qué lo son, es decir que debes entender cuáles son los pilares de la decoración y si esos estilos los comparten o se complementan, esto puede sonar como una tarea titánica y es porque lo es estudiada a profundidad, sin embargo para esta ocasión basta con una mirada más casual.

Elementos básicos de la decoración

Los estilos decorativos especifican los elementos que los componen basados en una serie de pilares y clasificándose según las categorías de estos, para entender mejor los estilos decorativos y el cómo combinarlos repasemos algunos:

  • Materiales y Texturas: Los materiales de los que se componen tus paredes, suelo, mobiliario y accesorios, se suelen dividir en naturales y artificiales o en rústicos y pulidos.
  • Colores: La paleta de colores que forman todos los elementos de la habitación. Se divide por Cálidos (amarillo rojo, naranja), fríos (azul, verde, morado) y neutros (negro, blanco, gris, marrón).
  • Iluminación: La forma en la que la luz es presentada en la habitación. Se clasifica por la preferencia de luz natural o artificial y por tonalidad (fría, neutra o cálida). En este factor, las cortinas tendrán un importante papel que jugar, así como las luminarias.
  • Formas: Se pueden clasificar desde simples (figuras geométricas básicas) hasta complejas (estructuras más elaboradas, como estatuas).

Estilos decorativos sinérgicos

La verdad es que los distintos estilos decorativos son más bien maneras diferentes de aproximarse a los elementos básicos ya explicados, jugando con sus variaciones para crear identidades únicas.

Si los reducimos a sus elementos básicos varios estilos se vuelven altamente similares y he ahí en donde se encuentra la clave para combinar estilos decorativos, en hallar similitudes y entrelazarlas, existen varios ejemplos de este sistema:

  • Nórdico + Minimalista: Ambos estilos piden paletas de colores neutras, pocos elementos decorativos e iluminación clara y neutra. Si bien el estilo nórdico emplea la madera, el minimalista no dice nada al respecto, por lo cual encajan perfecto.
  • Rustico + Naval: Ambos estilos emplean colores fuertes en contraste a colores claros para resaltar los detalles, el rustico es un estilo que exige madera y otros materiales naturales y el naval los acepta con gusto siempre y cuando se respete la predominancia del azul, las líneas horizontales y por supuesto los detalles navales.
  • Industrial + Étnico: Ambos estilos son portadores de une espíritu de amor por la vida, con el estilo industrial de los loft de New York, toda una  oda a los materiales y procesos ecológicos y sustentables; mientras que el étnico es una alabanza a culturas lejanas y ancestrales con esos mismos valores, cada uno hace uso de materiales naturales, formas dinámicas, colores fríos y neutrales y una iluminación natural. Simplemente perfectos juntos.

¿En qué proporciones se pueden combinar los estilos decorativos?

Si ya tienes asegurados tus estilos ahora tienes que elegir cual de esos será el protagonista en la decoración, ya que, tristemente, hacer que los dos tengan igual peso no es muy viable.

Al combinar 2 estilos decorativos tienes que asegurarte de distribuir sus elementos de manera tal que ambos recorran la habitación en armonía, pero hace falta que uno brille con más fuerza que otro para que la composición no se vea caótica. Para esto hay 2 buenas soluciones, cada una recomendada según la compatibilidad de los estilos mezclados

Estilos poco compatibles (80/20)

Para cuando te aventuras a combinar estilos decorativos con filosofías muy distintas entre sí (Ej.: estilos que emparejan un único elemento) es buena idea emplear un sistema 80/20, en donde el protagonismo es casi por completo de un estilo, pero detalles bien distribuidos hacen valer la presencia del 2do estilo.

Estilos muy similares (60/40)

Por otro lado si en cambio los estilos que has escogido combinar son bastante parecidos (Ej.: emparejando 3 elementos) puedes sentirte libre de dejar que ambos estilos sean casi igual de importantes en la composición.

La decoración es un mundo de oportunidades cuyos horizontes los define nuestra creatividad, si este post te ayudo a creer más en esa máxima, coméntalo y compártelo para que más personas se aventuren a tratar cosas nuevas con la decoración de sus hogares.